PEMEX REQUIERE DE MANERA URGENTE AUTONOMÍA PRESUPUESTAL Y DE GESTIÓN: EXPERTOS

• Cuestionan el plan de negocios que anunció el Gobierno Federal para la empresa
• Resaltan opacidad de la información en la transparencia y los datos que se manejan

Ante la crisis que enfrenta Petróleos Mexicanos (PEMEX) es necesaria su autonomía presupuestal y de gestión, que permita tomar decisiones bajo la lógica inherente a la industria petrolera y no en función de las necesidades financieras de la Secretaría de Hacienda, destacaron expertos en el tema energético.

En el conversatorio: “Situación de la Industria Petrolera Mexicana. Retos y Prospectiva”, realizado por la Plataforma Futuro 21, el experto en materia energética, Fluvio Ruíz Alarcón señaló que para México un punto nodal es dotar a Pemex de autonomía presupuestal y de gestión, que permita tomar decisiones bajo la lógica inherente a la industria petrolera y no en función de las necesidades financieras de corto plazo con la Secretaría de Hacienda.

En la sede del Partido de la Revolución Democrática (PRD), el doctor en economía dijo que es fundamental revisar el funcionamiento del Fondo Mexicano de Estabilización de los Ingresos Petroleros con el fin de contar con un instrumento para forjar un ahorro de largo plazo.

Asimismo, el especialista calificó de lamentable que el Instituto Mexicano del Petróleo sea un fracaso histórico con más de 120 años de historia petrolera y ahora se inserte en el mercado internacional sólo a partir de su potencial geológico y no de sus capacidades, ni de sus innovaciones tecnológicas.

Por su parte, el doctor Luis Miguel Labardini señaló que “Pemex está como está porque siempre las decisiones se han tomado pensando en el Estado y no en la paraestatal; ahora decimos, por qué Pemex no tiene viabilidad a largo plazo, porque durante toda su existencia, desde 1938, ha servido a los intereses del estado”.

Consideró que al actual gobierno les ha tomado mucho tiempo organizarse y no han podido recuperar lo que hace tres años, “Pemex estaba invirtiendo casi 20 mil millones de dólares en exploración y producción y se cayó a 4 mil millones de dólares, eso lo vemos en la caída de la producción. La producción estaba en 2.4 millones de dólares y ahorita estamos en 1.6 millones de dólares, más claro ni el agua”, detalló.

En ese sentido, expresó que la descapitalización de la empresa se debe a que no ha habido la aprobación de un solo centavo fresco y eso ha tenido como resultado 80 mil millones de dólares negativos, por ello propuso que el Gobierno Federal debe inyectarle recursos pues es el responsable de la crisis que enfrenta, así como colocar a la paraestatal en la Bolsa de Valores Internacionales. “Que sea un Pemex bien administrado con un buen gobierno corporativo”, sostuvo.

En su intervención, la doctora Miriam Grunstein mostró su preocupación por el alto grado de deterioro que ha sufrido nuestra pieza angular, Petróleos Mexicanos, “nuestra economía está vinculada a la estabilidad de Pemex”.

En ese sentido, cuestionó el plan de negocios que anunció el Gobierno Federal para la empresa estatal, además de la crítica que lanzó el propio presidente de la República contra las calificadoras, “podemos culpar a las calificadoras, claro que no”.

Refirió que actualmente estamos hundidos en la incertidumbre por lo que se pronunció por la alternativa de aguas profundas, “no es sumisión aceptar que necesitas un socio en aguas profundas, no veo por qué”.

Por su parte, el periodista Luis Miguel González Márquez también se dijo preocupado por la opacidad de la información, la transparencia y los datos que se maneja, “no sabemos cómo se toman las decisiones, es claro que Pemex está en quiebra pero no está claro quién la quebró”.

“Necesitamos como sociedad mayor calidad de información, de lo que ha pasado en este semestre no tenemos cifras claras perfectamente contrastables, con el tema del huachichol lo que tenemos simplemente es un mensaje político de que logramos ésto y aplausos porque somos unos fregones. Necesitamos información de mejor calidad, para que la sociedad tenga mejores referentes de lo que pasa en la empresa más importante del país”, indicó González Márquez.

El especialista Dwight Dyer afirmó que un grave problema es que Pemex siempre ha sido un brazo burocrático del Estado que se ha dedicado a extraer hidrocarburos lo que provoca que no pueda ser una empresa rentable, “el futuro de Pemex depende de volverse una empresa”.

Refirió que en los últimos sexenios ha predominado la lógica estatal para la política energética, a pesar de lo neoliberales que han sido las administraciones anteriores, siempre han tenido una política digna de la Unión Soviética, es decir, un monopolio estatal sin competencia, sin restricciones presupuestarias firmes que ha llevado a que Pemex se le haya acabado el tiempo.

“Pemex ya está en bancarrota ya que durante casi 30 años produjo más recursos de los que gastaba el país, esta situación se acabó a mediados de esta década cuando el consumo del país superó lo que se podía producir”, subrayó.

Al foro de discusión asistieron los dirigentes perredistas Jesús Ortega, Jesús Zambrano, Gabriel Quadri, Guadalupe Acosta Naranjo, Estephany Santiago, Arturo Prida, Nora Arias, Antonio Medina, el diputado federal Antonio Ortega, Eloí Vázquez, Elpidio Tovar, Ciro Maye y Armando Higareda, entre otros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *